De Colombia a Coyoacán

México, DF.- Imagínense el gusto que me da cuando alguien de otro país viene a México y quiere aprovechar el tiempo para ir tomar imágenes y escuchar algunos de los comentarios que tengo acerca de la fotografía. Eso fue precisamente lo que ocurrió con Paola, una agradable mujer que vino desde Colombia y quiso salir a realizar fotografías conmigo, para tener otra visión distinta a lo que ha aprendido de este arte en su país.

También aprovecho para agradecer a mis amigas Paulina y Luz, que fueron quienes me la contactaron.

Les comparto algunas de las imágenes que realizamos esa mañana de agosto, por las calles de Coyoacán.